jueves 26 de noviembre de 2020 - Edición Nº722

Legislatura | 15 oct 2020

Energías renovables

“La indiferencia del gobierno nacional y provincial pone en riesgo todos los avances realizados"

Nota de opinión de la diputada provincial de Juntos por el Cambio Rosio Antinori


Estamos cumpliendo cuatro años de la aprobación de la Ley  de la provincia de Bueno Aires  14.838, el primer marco normativo que tuvo como eje central la promoción de las energías renovables, no obstante, no  se avizora un panorama alentador al respecto del horizonte de las energías limpias.

Somos muchas las personas que estamos trabajando e impulsando las energías renovables porque creemos que este es el camino. Un camino que han seguido los países más desarrollados del mundo y, también, muchos en vías de desarrollo. Eso hace posible que en sus periódicos se puedan leer noticias de aumento de la capacidad energética, de innovación tecnológica, de disminución de costos de la electricidad y de desarrollo, mientras que nosotros repetimos la historia: colapso energético, desinversión del sector, más subsidios a las tarifas y los reiterados cortes de electricidad.

Durante la gestión de la gobernadora María Eugenia Vidal, impulsar las energías renovables fue una decisión política consciente y comprometida, una decisión fundada en el conocimiento de las necesidades de los bonaerenses, que se tradujo en 26 parques en la provincia de Buenos Aires —contabilizando las licitaciones del RenovAr y MATER— entre eólicos y plantas de biogás.

Hoy más que nunca, debemos reafirmar el compromiso asumido y apuntalar el camino recorrido, porque nuestros objetivos son claros y concretos: diversificar la matriz energética y apostar por una transformación sustentable y sostenible, para impulsar el desarrollo de las economías regionales y generar miles de puestos de trabajo.

Creemos que hay políticas que deberían ser inmunes al paso de los distintos gobiernos. Hoy la indiferencia del gobierno nacional y provincial pone en riesgo todos los avances que se han hecho en el sector. La rueda comenzó a girar hace cuatro años y, únicamente seguirá avanzando, si hay acciones concretas y señales claras de la conducción política de turno.

Resulta lamentablemente que, en la Cámara de Diputados de la Provincia de Buenos Aires, no se facilite ni se permita abrir el debate para trabajar en las distintas propuestas energéticas que se han ido presentando. Solo a modo de ejemplo, el proyecto de Ley de Generación Distribuida, normativa que permitirá a los usuarios generar su propia energía renovable para autoconsumo y volcar el excedente a la red de distribución, duerme desde hace tiempo en algún cajón de esa Casa de Leyes.

Desde el Poder Ejecutivo provincial reiteradamente se expresó que ¨las renovables llegaron para quedarse¨, y coincido con esa frase. Sin embargo, las declaraciones deben estar acompañadas y respaldadas con políticas concretas, sino solo es más relato y los bonaerenses merecemos que las renovables sigan siendo una realidad.   

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias