lunes 22 de julio de 2024 - Edición Nº2056

Actualidad PN | 3 jul 2024

Lo que viene

Reelecciones indefinidas: rumores, hechos concretos y las internas de las internas

El run run recorre los pasillos de la Legislatura. En gobernación esbozan silencio y los espacios políticos mayoritarios no la ven, por ahora.


Por: Fernando Alarcón

En las últimas tres elecciones se convirtió en un clásico que en el año previo a los comicios se saque del placard el proyecto de reelecciones indefinidas en la provincia de Buenos Aires.

En retrospectiva y haciendo un repaso sintético por la historia del proyecto, todo se remonta al 2016 cuando la ex gobernadora María Eugenia Vidal buscó ponerle fin a la historia de los barones peronistas del conurbano. Y aunque contó con el apoyo de Sergio Massa, esa ley dejó un “vacío legal” que fue aprovechado por el peronismo pero también por los propios alcaldes del PRO

A mediados de diciembre del 2021, los intendentes del PRO y del radicalismo se vieron las caras en zoom para planificar las estrategias comunicacionales y políticas sobre la posible modificación de la ley de reelecciones indefinidas.

Según pudo reconstruir este portal, los alcaldes macristas que llevaron la voz fueron Julio Garro, de La Plata, Néstor Grindetti, de Lanús y Diego Valenzuela de Tres de Febrero. En ese marco, los “amarillos” reconocieron que el artículo 7 “fue un error que se debía corregir”.

El articulado a cambiar en ese momento fue el que legislaba en retrospectiva, y que fue considerado como un “vacío legal” que “se presta a confusión”. El punto 7 dice que la ley votada en el año 2016 comienza a regir desde el período 2015, cuestión que pasó, en ese momento, a “suspenso judicial”.

Como se dijo, Garro, Grindetti y Valenzuela expusieron en aquel tiempo que “desde el PRO consideran que se debe redactar de nuevo el articulado” pero que se mantengan los topes reeleccionarios.

Misma postura tomaron los jefes comunales del radicalismo, que en voz de Miguel Lunghi, de Tandil y el otrora Miguel Fernández, de Trenque Lauquen, dijeron que “se necesita modificar la ley pero que las reelecciones indefinidas continúan y se aplicará a partir del 2027”.

El artículo 7, que era el polémico quedó redactado de la siguiente manera: “Los mandatos de intendentes, concejales, consejeros escolares, diputados y senadores que se hayan iniciado como resultado de las elecciones del año 2017, 2019 y 2021 serán considerados como primer período a los efectos de la aplicación de la presente Ley”.

Como se dijo, en cada previa electoral se vuelve a desfundar el proyecto aunque esta vez con nuevos actores en la legislatura provincial.

Los que más pujan para dar de baja la ley son varios intendentes de Unión por la Patria. Esos históricos que comandan los distritos a su gusto pero que saben que no todo es para siempre. El PRO está en una gran disyuntiva. Por un lado está el PRO original y por el otro el Libertario. Los “originales” pueden, en el marco de la rosca y de la frase que la actualidad impone nuevas condiciones, podrían dar el debate. Empero, el bando de Patricia Bullrich se opondría ya que sería una oportunidad única para ganar intendencias. Claro, todo esto si no se deroga la ley de las PASO, ordenadora de internas.

Como se sabe los jefes comunales del Frente Renovador son “los nuevos”, por lo que no los afecta la legislación, y de esta manera están “sobrados” de toda rosca.

Pero qué pasa en la Legislatura. Una alta fuente del radicalismo confió a este portal que no estarían de acuerdo en volver a modificar la ley. En  tanto, desde el bloque del PRO original señalaron que “las ganas son de UP, pero nosotros no la vemos por ningún lado, muy difícil que salga”.

A partir de la aparición de Javier Mieli la legislatura bonaerense recibió a los libertarios, lo más radicales y guardianes del presidente, hasta los más dialoguistas. En conversación con este portal, los primeros dijeron que “el voto de La Libertad Avanza será negativo” y de los segundos que “hará que ver qué diría el proyecto nuevo”.

Es vox populi que el Frente Renovador se va a oponer. Fueron ellos los que llevaron la iniciativa a los recintos en 2016 y lo que se negaron a los cambios en el 2021. “Por qué vamos a cambiar ahora” dijo un massista de peso a este portal.

Entonces, y con todo, hoy la modificación al proyecto de relección indefinida no es más que un rumor de pasillo, pero como se sabe, la política bonaerense es como el río que suena, siempre trae algo más.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias