martes 30 de noviembre de 2021 - Edición Nº1091

Actualidad PN | 18 oct 2021

Polémica

Indignación: de los carteles por los muertos por Covid a Santiago Maldonado 

Gran polémica se generó en la transición del festejo peronista. Oficialismo y opositores se cruzaron en redes sociales.


Alguien alguna vez dijo que si un 17 de octubre el cielo está con un celeste espléndido, es "un día peronista". Y así se presentó la jornada de ayer. 

Entre cánticos, fotos, marcha y besos, el peronismo celebró su día con alguna polémica en el medio.

La controversia se generó cuando algunos militantes comenzaron a despegar carteles alusivos a los fallecidos por el coronavirus, donde al pie del monumento también yacían las piedras que simbolizaban a los difuntos que, asimismo, mostraban las diferentes con los espacios de Izquierda que en alguna oportunidad amenazaron a la policía con el mismo elemento en la previa del debate de la reforma previsional. 

Por supuesto, y como era de esperar, todo el arco de Juntos por el Cambio salió a repudiar el hecho y manifestó críticas con un solo destinatario aunque sin saber si los que lo hicieron forman parte del sector apuntado: el kirchnerismo. 

En tanto, desde el oficialismo retrucaron y expresaron que no vieron esa ira, ese cólera, esa indignación, ese enojo por parte de la oposición por las muertes de Santiago Maldonado y Rafael Nahuel.

Claro. En estos últimos episodios con desenlaces fatales, estarían implicados varios de los dirigentes de Juntos por el Cambio, que cumplieron funciones ejecutivas durante la gestión de Mauricio Macri. Entonces, la pregunta que se desprende es si hay muertes que indignan más que otras.

Juntos por el Cambio culpa al Frente de Todos por los fallecidos del Covid, como si el coronavirus fuese un militante kirchnerista que se movía por el país asesinado vecinos. Y el oficialismo actual señala con el dedo índice inquisidor al ex macristas de que, a punta de pistola, fusiló a dos luchadores de causas sociales.

Alguien alguna vez retomó la palabra "grieta" como para mostrar la división de dos maneras de concebir una forma de vida, pero que se corre del debate político cuando se incluye a la muerte.

Entonces, la dirigencia política debería avisar si existen muertes que indignan y muertes que no. 

 

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias