Persecución, runfla e injusticia: Las palabras que utilizó el kirchnerismo para bancar al ex juez Arias

Finalmente y luego de largas ponencias, el juez Luis Arias fue destituido de su cargo por supuestas irregularidades y abuso de autoridad.

Así lo decidió por mayoría el Jurado de Enjuiciamiento encabezado por el Procurador General de la Provincia Julio Conte Grand, quien lo acusó de ,al desempeño en la investigación de la trágica inundación de La Plata y la ocupación de terrenos.

Ante la expulsión, el arco kirchnerista salió a bancar al ex magistrado y calificaron la decisión del jurado de “arbitraria” y “persecutoria” contra jueces que cobijaban a las mayorías.

Florencia Saintout, jefa del bloque de Unidad Ciudadana en Diputados apuntó que “Cambiemos cometió un nuevo acto de injusticia. Luego de una feroz persecución, lograron destituir al juez Arias, quien defendió a los bonaerenses de las atrocidades de este gobierno”.

Por su parte, Susana González, a quien recientemente le violentaron la puerta de su despacho, expresó que “los ciudadanos del Departamento Judicial La Plata lo conocemos. La runfla connivente de los que acordaron con María Eugenia vidal para llevar a cabo su destitución no van a poder con su conciencia”.

Santiago Révora, diputado UC, integrante del jurado, indicó: “Hoy dejé sentado, en mi voto por la absolución al juez Arias, el contexto de crisis institucional que se vive en el país y la provincia, donde se persigue a todo aquel que se interponga a los intereses de Macri y Vidal”.

Así las cosas, el massismo votó dividido, es decir, uno a favor y otro en contra del ahora ex magistrado, exponiendo así que uno de ellos, como dicen, “se corta solo”.

El jurado estába compuesto por el senador Roberto Costa (Cambiemos) y los diputados Walter Carusso (Cambiemos) Jorge D’Onofrio y Pablo Garate (Frente Renovador) y Santiago Révora (Unidad Ciudadana) y los letrados Diego Molea (rector de la Universidad de Lomas de Zamora), Fabián González, Osvaldo Pisani, Ambrosio Bottarini y José Apaz.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *