Media sanción a la quita del subsidio al turf: Qué dijeron los senadores

Finalmente y después de días de debate, la cámara de Senadores aprobó el proyecto de la gobernadora que busca quitarle el subsidio a la actividad hípica.

La voz del Ejecutivo estuvo representada por Andrés De Leo y Juan Pablo Allan quienes apuntaron directamente al factor económico.

El bahiense sostuvo que “la reducción será gradual, reconocemos que es una actividad importante pero se podrían construir más de 30 guardias de hospitales públicos con el fondo que se les gira”.

En ese sentido, De Leo apuntó: “los subsidios no han beneficiado a la actividad hípica”.

En tanto Allan, expresó que “esta actividad tiene la capacidad de auto sustentarse, y creemos que los subsidios son una herramienta indispensable para necesidades sociales, y en la medida que el estado pueda retirarse de los lugares que pueden auto abastecerse lo hará”.

Por su parte, el massista Fernando Carballo sostuvo que “el oficialismo confunde cuando se habla de juego. Esto es una industria productiva, emprendimiento colectivo que lleva más de 50 años y que genera más de 80 mil puestos de trabajo directos y afecta a 320 mil personas a lo largo de la provincia”.

“A una máquina tragamonedas se la puede guardar en una oficina y esperar la buena y después sacarla, a un caballo no”, señaló el ex intendente de Magdalena.

Por su parte, Unidad Ciudadana, en palabras de Gervasio Bozzano, indicó que “el fondo compensatorio a la actividad hípica sale de una transferencia de ganancias del juego, no sale del bolsillo de los bonaerenses”.

“El turf es movilizar de recursos y generación de empleo, de mano de obra intensiva y es irreemplazable por máquinas”, afirmó Bozzano.

Teresa García, jefa del espacio de Unidad Ciudadana, arremetió: “La gente nos solo va a perder las fuentes de trabajo sino que también sus viviendas”.

Así las cosas, el oficialismo de la Cámara Alta le dio media sanción al proyecto del “turf” con 28 votos a favor y 13 en contra y serán los diputados los que lo transformen en ley o lo frenen.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *