Recuperar la Provincia: Con Magario confirmada, buscan al vice en el interior

El peronismo bonaerense busca posicionarse y reconvertirse para recuperar la Provincia perdida en 2015 a manos de Cambiemos.

Con vistas a las elecciones del próximo año, la figura de la intendenta de La Matanza, Verónica Magario, asoma como la principal figura para disputarle la gobernación a María Eugenia Vidal, que, si se tiene en cuenta las últimas mediciones, será una dura batalla.

La presencia de la matancera en cada reunión del PJ, ya sea en lo institucional como en lo espontáneo, demuestra que la intención de “estar”, no es casual.

Magario no solo se muestra con los llamados “intendentes dialoguistas”, encabezados por Martín Insaurralde, Fernando Gray, Gustavo Menéndez o Ariel Sujarchuk, sino que también comulga con la denominada Mesa de Intendentes Peronistas del Interior, encabezados por Francisco Durañona, Gustavo Cocconi, Hernán Ralinqueo, Marcelo Santillan, Alfredo Fisher, Juan Ustarroz o Germán Lago.

Las aspiraciones de la compañera de ruta de Fernando Espinoza no es sorpresa. El PJ buscará el próximo año confrontar con Vidal también con una mujer. La fallida candidatura de Aníbal Fernández no solo demostró que fue un error enfrentar a Vidal, con una imagen “suave” y “conciliadora”, con un personaje que tenía una imagen negativa de más del 50%.

Con todo, falta el compañero de fórmula que, según pudo saber PROVINCIA NOTICIAS, estaría entablada en un intendente, legislador o referente del interior.

Esa sería la condición que habrían puesto sobre la mesa diputados, senadores y jefes comunales del interior de la Provincia. Saben que la presencia de Magario aglutina no solo al distrito más grande de la Provincia, sino que también a buena parte de los “intendentes dialoguistas”.

Los nombres para acompañar a la alcaldesa de La Matanza son los ya expuestos. Ralinqueo, Cocconi, Durañona o Ustarroz. El primero es viable. Cuenta con la juventud y por tener una llegada a La Cámpora y al PJ. En tanto el mandamás de Tapalqué, lo baja de la carrera la poca población del distrito, y aunque tiene buena llegada a los legisladores, no le alcanzaría.

Cuentan que Durañona es el más potable. Su buena relación con la agrupación que maneja Máximo Kirchner y el espacio que ganó en el PJ tras el armado de la Mesa de Intendentes del Interior, lo posiciona como fija. También posee visibilidad nacional.

En tanto Ustarroz, jefe comunal de Mercedes, también está considerado como “un posible”. Sin embargo, cuando hacen la cuenta familiar, la misma espuma que lo sube, lo baja. Su vínculo familiar con Wado De Pedro, uno de los máximos responsables de La Cámpora, lo tira para atrás. “Te imaginas que, si lo elegimos, los medios hegemónicos le meten dos tapas y te lo bajan enseguida”, apuntó un legislador.

Así las cosas, Verónica Magario se prepara, aunque dicen que falta mucho, para disputarle el sillón de la gobernación a María Eugenia Vidal. Soló falta el compañero de fórmula, que saldría del interior de la Provincia.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *